Falsas Trilogías

Deja un comentario
Al Pie, En los Bordes de la Letra

photo-1458053688450-eef5d21d43b3

Escrito por: Ángel Ocaña

En la industria del cine es muy común encontrarse con películas muy similares en ciertos aspectos, ya sea en la temática o arquetipos narrativos, pero en esta ocasión hablaremos de películas con similitudes en la producción.

Las llamaremos “falsas trilogías” porque, a pesar de ser sagas compuestas por tres películas, no son estrictamente continuaciones y puede verse y disfrutar cada capítulo de forma independiente. Nos referimos a las sagas: Mad Max, The Evil Dead y El mariachi.

            Mad Max marcó el inicio de la carrera como director para George Miller y de Mel Gibson como actor. A la película de bajo presupuesto (aproximadamente 400 mil dólares), que generó grandes ganancias en taquilla y llegó a convertirse en película de culto, le siguieron dos episodios más en la saga: Road Warrior y Beyond the Thunderdome.

Las secuelas gozaron de mayor presupuesto, lo que permitió recrear el mundo post-apocalíptico que imagino Miller desde el inicio, volviéndose más extravagantes, pero no logrando el éxito esperado. Esto provocó el final de la serie, mas no el final de la carrera de Miller, quien, alejándose de sus inicios, logró grandes éxitos en el cine infantil.

La ópera prima de Sam Raimi, The Evil Dead, marcó un hito en el cine de terror, que también la colocan en la categoría de película de culto. A pesar de su escaso presupuesto, cercano a los 350 mil dólares, logró emocionar a las audiencias con sus efectos brutales y sangrientos que dieron como resultado un éxito inesperado en taquilla, gracias al cual Raimi consiguió presupuesto para la secuela: Evil Dead II.

Evil Dead II más que una secuela se podría decir que es un remake-secuela: la historia recapitula la primer película, pero con mejores valores de producción, y da continuación a la historia que terminaría abruptamente después del tercer episodio Army of Darkness, a pesar del final inconcluso y los planes para una cuarta parte que fue cancelada debido al bajo rendimiento en taquilla del tercer episodio.

El año 1992 marcó el debut para Robert Rodríguez en el mundo del cine con El mariachi, filmada en México con apenas 7 mil dólares. Esta película se volvería un clásico, al punto de ser incluida en la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos por su valor cultural. Este éxito de crítica ayudaría al inicio de la carrera de Rodríguez, la cual continuaría con Desperado.

Desperado no es tal cual una secuela, ya que se puede ver de forma independiente y tiene la curiosidad de repetir algunos actores en papeles diferentes. Además gozó de mayor presupuesto y actores reconocidos, resalta el ingreso de Antonio Banderas en el protagónico en lugar de Carlos Gallardo, quien haría un pequeño cameo al final de la cinta. Sin embargo no logró el éxito esperado. La tercera parte Once Upon a Time in Mexico pondría final a la saga pasando sin pena ni gloria entre los espectadores.

Tres trilogías, tres directores primerizos que lograron grandes carreras, tres clásicos del cine de culto que influenciaron a jóvenes cineastas y siguen estando vigentes en la actualidad, ya sea por medio de remakes, adaptaciones a televisión, videojuegos o simplemente porque un clásico es atemporal y una vez que eres testigo de ellos es imposible de olvidar.

No.20
No. 20
no.20
No.20

Anuncios
Escrito por

Revista de Literatura, Arte y Humanidades editada por la Escuela de Humanidades de la Universidad Modelo. Ha publicando periódicamente del 2002 a la fecha.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s